Luna diseminante: Es un buen momento para comenzar los trabajos de expulsión. Si quieres deshacerte de un mal hábito, expulsar una enfermedad o la negatividad, te conviene comenzar ahora. Es un buen momento para deshacerte de cosas, antiguas formas de pensar o de objetos rotos. Te puedes dirigir a Diosas identificadas como la "Madre Tierra".

 

La luna sale en mitad del anochecer y se pone a media mañana. Las tres de la madrugada, hora de las almas, es el punto medio. Si no puedes estar despierto hasta muy tarde, comprueba las correspondencias planetarias.

 

La luna está entre tres días y medio y siete días después de la luna llena. Los trabajos deberían centrarse en los siguientes temas:

      La adicción

      Las decisiones

      El divorcio

      Las emociones

      El estrés

      La protección

 

Meditaciones: Despréndete de pensamientos pasados, malos hábitos o de cualquier cosa que te moleste. Trabaja sobre la idea de abundancia y alegría en tu vida, y sobre la película mental de objetivos a corto y largo plazo.

Novedades

¡Tengo nuevas fotos!